jueves, 26 de julio de 2012

Y Quién defiende al palco ?



Asociación EL TORO de Madrid


Escrito por Roberto García Yuste.

Siempre se critica a los presidentes, o por no conceder trofeos a las figuras, o por ser más estrictos con los toreros de mitad de escalafón o novilleros, o por aprobar chotillos en vez de Toros, por no devolver inválidos, por no respetar la suerte de varas y que sea una pantomima o por ser malos aficionados, pero siempre criticados.

¿Quién felicita o da la enhorabuena a los presidentes? Sólo unos cuantos aficionados son valientes de aplaudir una decisión presidencial cuando un presidente devuelve un toro flojísimo o cuando ha aguantado la presión del público para pedir algún trofeo y con buen criterio no lo ha concedido o cuando la Autoridad tiene una actuación severa, rigurosa y mantiene el nivel de exigencia que debe existir en una plaza de Toros.

Me viene todo esto a la mente, después de ver como un torero como Morante de la Puebla, en Alicante, plaza de 2º Categoría, ante un Zalduendo con el que ha debido armar un lío. Ha toreado con la diestra porque con la izquierda o el toro tenia complicaciones o él no se ha acoplado, ha matado de media estocada y el público (el respetable), la media plaza que solo han valido para llenar Morante, Talavante y César Jiménez han pedido con fuerza dos orejas para el diestro y el Presidente bajo su criterio de la concesión de la segunda oreja no se la ha concedido. Motivo que al de la Puebla no le ha gustado y ha procedido a coger unas gafas de forma chulesca, prepotente y con una falta de respeto absoluto se las ha mostrado al presidente en un gesto como diciendo “toma, que las necesitas”. ¿¿ Pero esto que es?? Yo me pregunto que por que Morante no se las enseña a los presidentes de las plazas de TOROS cuando en los reconocimientos le aprueban los chotillos vergonzosos que lleva debajo del brazo su apoderado Curro Vázquez, ¿Por qué ahí no se las muestra? Quizá no le interesa, ¿Por qué no se las muestra igualmente cuando le regalan trofeos inmerecidos? Tampoco le interesa, quizá se las tenga que poner él para ver su estadística en la que dicen primera plaza del mundo, Las Ventas, donde no discuto que ha dejado momentos memorables y que recordaremos siempre, pero igualmente recordaremos los toros con posibilidades de triunfo que se le han ido sin torear porque el ha querido o no ha podido con ellos. Figura que lleva 15 años de alternativa, que cuenta con la vehemencia del público de Madrid y aún no ha abierto la Puerta Grande, todo da que pensar.

No seré yo quien más defienda a la Autoridad Presidencial (muchas veces cómplice del fraude que existe en esta Fiesta), por supuesto, ya que donde yo este y desde mi localidad exijo la integridad del toro y del espectáculo y critico en abundantes ocasiones las decisiones del palco. Pero en este caso, el de Morante y el de otras figuritas de papel, defiendo a los Presidentes cuando estos torerillos por no sumar un trofeo más a sus arcas, son capaces de echar la culpa al Palco, incluso provocar a la gente de los tendidos para que se pongan en contra de la Autoridad, me parece vergonzoso y de una actitud de lo más triste.

Tanto toreros, figuras, autoridades, aficionados, taurinos nos debemos de concienciar que el único protagonista de esta Fiesta es el Toro, es al que más debemos respetar y conservar, sino esto se acaba y actos como el de Morante en esta Fiesta... No vienen al caso.


Asociación EL TORO de Madrid
El toro como base del espectáculo taurino

No hay comentarios:

Publicar un comentario